Replay

Posted in: General, marketing, política

En el periódico, una agencia de calificación de riesgos, se quita la máscara, y nos comenta que “tendrán en cuenta” el pacto del déficit que populares y socialistas han acordado con nocturnidad y alevosía. Lo tendrán en cuenta. Suena a mafia. Los sindicatos anuncian “movilizaciones”, supongo que el 15M montará circo, la policía repartirá palos, y los tertulianos dirán que, ahora sí, los políticos han tomado nota. Y sigue rodando la noria. Esta historia ya nos suena.

El Real Madrid (500 millones de euros de presupuesto frente a los, por ejemplo, 24 del Sporting de Gijón) avasalla a un equipo que huele a segunda, y hoy debuta el Barcelona. Ganará, tendrá la pelota, covencerá, y toda la liga será un paréntesis entre un clásico y otro, espera repleta de goleadas grises frente a los otros dieciocho equipos que huelen a segunda. Y sigue rodando la noria. Esta historia ya nos suena.

La Liga sigue siendo una casa de putas, que ha saltado sobre la huelga con el estilo que las gobiernos lo hacen sobre los sindicatos. Patrocinada por un banco, las polémicas con los derechos de radio quedarán olvidadas tras un jugoso pacto, mientras el patrocinador seguirá sin facilitar crédito al 85% del tejido empresarial de este país, que son las PYMES. Las autoridades (bancos, y administración) seguirán percutiendo sobre lo importante que es la internacionalización (que las PYMES no pueden asumir), o los planes de ayuda, como el Avanza (del que Telefónica se lleva la mitad). Y sigue rodando la noria. Esta historia ya nos suena.

Los agricultores están de uñas por la caída de los precios. Con la creación de la Unión Europea, se blindó la agricultura autóctona -siendo nuestro país el más favorecido- ante la emergente agricultura africana. Es decir, que imponemos libre mercado para los productos que nos interesan, los que producimos nosotros, y subvencionamos los que no son competitivos, los que vienen de fuera. Es decir: ahogamos las posibilidades de las economías pobres, cuya mano de obra subía a Europa, apestada, señalada, humillada. Y sigue rodando la noria. Esta historia ya nos suena.

El Corte Inglés deja de ganar pasta. La prensa nos cuenta que, además, abre centros y genera empleo. Bien vendido. El Corte Inglés pierde pasta en muchos de sus centros, que no cierra por prestigio y por ahorrar el aldabonazo psicológico para la sociedad española, y su correspondiente descenso en el consumo. Lanza agresivas promociones (límite 48 horas), se precipita en promoción online (campaña en Facebook Places, que ya es historia),  se abre a los outlets y alquila sus espacios en las tiendas.

El mundo parece que siempre hace lo mismo, que siempre se mueve en el mismo sentido. Como si mi paseo con Nico por las mañanas, donde siempre veo a la misma gente, a la misma altura, haciendo lo mismo, fuera una pequeña demo del mundo. Esta historia ya nos suena.

Serpientes de verano

Posted in: fútbol&más

Comienza el verano, y con él… ¿Siguen leyendo? ¿Son ustedes del tipo de personas que ante la frase hecha “comienza el verano, y con él…”, siguen leyendo? Flipo.  Vamos, que flipo pero sigo… pues con el verano llegan las noticias deportivas que alegran a las familias en las playas patrias. Unas playas repletas en esas semanitas de vacaciones que se pilla todo hijo de vecino, ya se hable de crisis, deflacción, debacle, hundimiento u holocausto.

Sobre este tipo de noticias, tiene mucho que decir Antimarca, que lleva años dando cera a la escasez de profesionalidad, calidad o rigor en la prensa deportiva. Y si esto pasa habitualmente, imaginemos lo que sucederá en verano, cuando la actividad se reduce al mínimo. También hace tiempo que les vengo advirtiendo, que los medios son cada vez más literatos que pintan ficciones con la esperanza de que les consuman aquellas personas interesadas en esa ficción, y no en la de la otra acera. Aún así, tengo varias preguntas:

1) ¿Cuántos años lleva Cesc largándose del Arsenal?, ¿Y Ribery del Bayern?

2) Roberto Carlos, Luis Aragonés, GüizaGuti, Taffarel, ahora hablan de Forlán… ¿De donde sacan la pasta los equipos turcos para jubilar estrellas?, ¿Cómo los amortizan?, ¿Para qué les sirve?, ¿Es lo mismo un verano sin el rumor de fichaje de un jugador decadente por el Galatasaray?

3) La prensa de la capital actúa según el siguiente patrón: ilusionar con fichajes, fracasos, rajar de los fichajes y pedir canteranos, volver a ilusionar con fichajes y olvidar la cantera… ¿Qué día exacto la afición olvida que los fichajes no son sinónimo de buen juego?, ¿30 de junio?

4) Hablan del posible fichaje de Farinós por el Levante. Tras su paso por Valencia, Villareal, Hércules… ¿Le queda algún equipo de la Comunidad Valenciana por jugar?, ¿Es indestructible?, ¿Cuántos años tiene, realmente, Farinós?

5) Los vendehumos tienen una serie de equipos que siempre están interesados por cualquier jugador, sea éste quien sea. Son, por orden de aparición: Manchester City, Inter de Milán, Chelsea, Real Madrid, y Juventus. ¿A partir de qué presupuesto se entra en liza como equipo comprador-pufo?, ¿El Málaga, por ejemplo, ya se puede considerar de la lista?

6) ¿No hay ciertos equipos marcados por un destino en el que las plantillas poco tienen que decir? Me explico: el Valencia, por ejemplo, queda tercero con Silva y Villa. Vendiendo a sus mejores jugadores para hacer caja queda… tercero. El Atlético (que merece una enciclopedia) es experto en arruinar carreras. Jugadores de glorioso rendimiento, se arrastraron por el CalderónValerón, Capdevila, Mena, Albertini, Chamot, Baraja… Por lo que casi dan igual los fichajes. Esto explica el sueldo de García Pitarch.

Bang, bang

Posted in: fútbol&más

-Cuando un equipo lleva jugando muy bien mucho tiempo, y otro lleva mucho siendo muy eficaz, pero jugando peor, lo normal es que gane el que juega mejor, pero para Mourinho esa premisa no existe, porque él ha demostrado que es capaz de ganar renunciando a casi todo. Ayer el Barcelona fue claramente mejor que el Real Madrid en cuanto a posesión, ocasiones y sensaciones.

-Cuando un equipo sale a defenderse, con la idea del 0-0, y cerrado a la italiana -con una agresividad considerable- se expone a castigos. Cuando Mourinho se queja de acabar siempre con diez, igual debería pensar que obliga a sus jugadores a emplearse con tanta energía, que a veces, roza la violencia. Encarna un espíritu de antifútbol que no es nuevo -hablé otras veces de sus paralelismos con Clemente- y al que se ha regalado legitimidad, presentando los duelos como “dos estilos diferentes”, igual que el citado Einstein podría tener, para con Yola Berrocal, un “cerebro diferente”.

-Este tipo de discursos siempre tienen eco en el vestuario, al que Mou tiene unido. Clemente era defendido por los jugadores a capa y espada. Es ya sabido que resulta más fácil vertebrar un grupo “contra” algo, que “con” algo. Ambos se ceban con prensa, árbitros, suerte, y un sinfín de excusas que, inédito en el de Barakaldo, hasta aparecen en una lista en rueda de prensa.

-La expulsión de Pepe es comprensible, por tanto justa. Ese tipo de entradas han partido tibias y peronés, y el personal se ha echado las manos a la cabeza. Cuando juegas al límite de la violencia, te puede pasar. En los clásicos anteriores, el portugués ya debió irse antes a la caseta. Pega siempre, y pega duro. Arbeloa, sin la pelota, igual. En cada jugada deja recado. No lo duda ni Marca, que ya es decir. Y la amarilla de Ramos es evidente hasta para él. Por no hablar del golpe de kárate de Manolito en el segundo tiempo, igual que Pinto, mereció ser expulsado.

-Me da apuro ver a Xabi Alonso entrando en el discurso de Mourinho y, en general, la mala suerte deportiva que ha tenido a nivel de clubs. Ni Benítez, ni Mou deben ser fáciles para alguien con esa clase y ese gusto por la pelota, que ahora sólo vive de la contundencia de la que no puede vivir el fenomenal Özil. Me da menos apuro el cortocircuito de CR7 en su peor versión, la del bueno de la clase protestando a sus compañeros y andando por el campo.

-La sala de prensa acabó de dinamitarlo todo. Me gustaría saber qué piensan hoy Di Stéfano, Valdano, Raúl desde AlemaniaMou quitó legitimidad a los títulos del Barcelona, al partido de anoche, a la Champions League, a la UEFA, al colectivo arbitral, insinuó que Villar -citado con todas las letras- había preparado todo, dio por perdida la vuelta… no le quedó pilar institucional o espiritual del fútbol al que atacar. Como un acabado en la barra de un bar, tomando la siempre penúltima, y explicando al camarero la mala suerte que le hizo esquivar el camino para reinar en el Universo. El día que se vaya el camarero, se acabó Mourinho.

Clásico diario

Posted in: fútbol&más

Todos están contentos, y como diría cualquier abuela del mundo, eso es lo importante. El Barcelona porque ya tiene la Liga en el bolsillo, y porque ayer, llegaron a ofrecernos jugadas con cincuenta o sesenta toques, y nos mostraron un equipo reconocible. El Real Madrid porque cortó la sangría que en los últimos años vienen representando los encuentros frente a los blaugranas.

Guardiola arriesgó la recuperación de Puyol, y Mourinho sorprendió con el tribote, ese concepto con el que no se atrevía ni Javier Clemente, y dejando en el banquillo a su jugador más talentoso. Dos detalles que mostraban preocupación y respeto por el envite, pero que diferenciaban las propuestas de uno y otro. El central catalán se resintió de sus molestias, Pepe, defensa metido a centrocampista, se dedicó a barrer el juego interior del Barcelona. Con un colegiado normal, Pepe debería haber visto no menos de 5 ó 6 cartulinas: entradas duras, corte de jugadas claves, reiteración…

El Barcelona tuvo momentos de desconexión, de pausa. Xavi, Iniesta, Messi, Busquets, parecía que querían dejar pasar los minutos para ahorrar combustible, convencidos como están, de que el chispazo siempre surge, aunque esta vez no encontró chispazo. El chispazo es Villa, muy revoltoso, pero poco integrado en la excelencia que ya se da por supuesta cada vez que vemos al Barça. Tuvo opciones pero no las aprovechó. El Real Madrid, tras aceptar la dimisión de Xabi Alonso, se limitó al pelotazo. Una y otra vez balones largos, y fútbol eludiendo cualquier tránsito de la pelota por el centro del campo, que es el lugar en el que las jugadas se vuelven inteligentes.

En la primera parte Iker hizo penalti al Guaje. Los de La Sexta todavía están buscando una toma de la repetición en la que vean dudas. No las hay. En la segunda se lo hizo Albiol, y fueron casi tres penaltis en un mismo forcejeo, así que el valenciano se marchó sin rechistar, que para eso ya está su entrenador. El empate llegaría por una pasada de frenada de Alves que debería haber visto su segunda amarilla. Ni hubiera significado gran cosa, ni equipara los errores del colegiado. El árbitro fue casero sobre todo por la permisividad con Pepe, matón a tiempo completo. Mou acabó metiendo balones a la olla para Adebayor, cual Julio Salinas.

Hoy los periódicos aparecen repletos de interpretaciones, Eduardo Inda estará más o menos inspirado en función de la drogas que haya tomado (no os perdáis en Wikipedia su biografía y sus amigos en Baleares), y Mourinho seguirá engañando al personal, cobrando nueve millones limpios al año por no ser capaz de proponer más que la sombra de un entrenador oscuro y cavernario, que en su día fue seleccionador. Seguirá esta historia de autoengaño. Para quien no le aburra ya.

Cada vez te queda menos

Posted in: General

A John Carlin se le acabó la paciencia en su espacio de El País. Yo nunca la tuve. Hay personas que son eternos niños mimados por unos padres a los que cualquier pataleta hace gracia. Son niños frívolos e ignorantes, que se toman el mundo como todo aquello que gira en derredor de ellos. Es el caso de Mourinho, un traductor al que nadie respetó en su paso por el Barcelona, que pasó a ser entrenador y que, tras su paso por la Premier, el lugar en el que ríen las gracias por antonomasia, ha llegado acrecentado a España.

Si queréis mi teoría sobre la mediocridad de Mou, aquí escribí hace no mucho al respecto. La diferencia entre un buen entrenador y él, es que si le pusieras todo el dinero del mundo encima de la mesa, y le dijeras “haz que jueguen bien“, sería incapaz. El Chelsea, el Inter y el Real Madrid pueden dar fe de ello. Contaba José Ramón de la Morena, que en Coruña, un escolta del club había sido herido con un punzón, que tenía como destino a José Mourinho. Nadie supo nada de ello durante semanas.

La declaraciones que hizo contra Manuel Pellegrini, la entidad, y la ciudad de Málaga, fueron repugnantes, propias de Mou. Propias de alguien que cree que sus victorias se fundamentan en algo que no es puro talonario. Lo curioso es que parece no acabársele el crédito en el Real Madrid. Hizo que Valdano pasara a la retaguardia y tenga que soportar el chorreo de estulticias que el portugués suelta en cada rueda de prensa.

Siempre que su equipo falla es por los árbitros, por el calendario, por los horarios, por la velocidad del viento, o por la gran conspiración que hace que el Madrid no gane una Liga detrás de otra. Ver su respeto hacia Guardiola me recuerda a ese respeto del ignorante, que considera que respetar al superior y pisotear al inferior, es una postura inteligente.

Nueve millones de euros cada año. Eso es lo que cobra el tipo más estúpido y que menos sabe de fútbol que más alto ha llegado. Esperemos que el mundo vuelva a posibilitarle jugar con el mismo horario que el Barcelona. A ser posible en el mismo campo. Y a ser posible que le caigan otros cinco.